Promocione sus productos o servicios con nosotros
Octubre de 2020 Página 1 de 2

La industria de empaques y conversión en 2030: retos y oportunidades

De cara al futuro es necesario que los convertidores, los propietarios de las marcas, los minoristas e incluso los recicladores, trabajen en conjunto para entender el papel del empaque en la cadena de valor y desarrollar soluciones alineadas con los intereses de los consumidores.

Durante la última década, la industria del empaque a nivel mundial ha disfrutado de un crecimiento constante, impulsado por factores como los cambios en la elección de sustratos y la expansión a nuevos mercados y segmentos. Ahora, tendencias como el e-commerce, y la digitalización de los empaques se perfilan como los grandes transformadores en los próximos 10 años; y si bien estas tendencias no son algo nuevo, la pandemia del COVID-19 ha acelerado su adopción.

"El crecimiento continuará en la próxima década, pero es probable que haya más presión y cambios disruptivos", señala Nick Santhanam, senior partner en McKinsey & Company. "Aunque el crecimiento en China se está desacelerando, al igual que otros mercados de Asia, seguirá siendo el principal motor de crecimiento de la industria junto con América del Norte. Mientras tanto, el uso de plástico se ha disparado, pero la carga sobre el medio ambiente está provocando restricciones cada vez mayores. Y, si bien el comercio electrónico ha sido una bendición para muchos convertidores, su propagación ha creado nuevas demandas y márgenes muy comprimidos para los clientes de los convertidores, es decir, empresas y minoristas de bienes de consumo de rápido movimiento (FMCG)", agrega.

Las encuestas e informes desarrollados por distintas firmas de investigación como Mintel, Euromonitor y McKinsey & Company apuntan a que los cambios más importantes en la industria de empaques y conversión a raíz de la crisis producida por el COVID-19 son los cambios en los canales de consumo, una mayor preocupación del consumidor en cuanto a la higiene y seguridad de los productos, la volatilidad en los precios de las materias primas, la eliminación en la prohibición de los envases de un solo uso y la digitalización de la cadena de valor.

¿Qué significa esto para los convertidores? Según David Feber, partner en McKinsey & Company, generalmente, cuando los propietarios de marca tienen que repensar sus envases según los nuevas necesidades o exigencias de sus clientes, tienden a buscar un nuevo convertidor. "Existe una oportunidad real para que los convertidores de envases den un paso adelante, comprendan cómo las tendencias afectan a los consumidores y, por lo tanto, a sus clientes, y presenten soluciones acordes".

Los convertidores deben entender cómo las tendencias afectan a los consumidores y, por ende, a sus clientes, y desarrollar soluciones de envasado acordes a estas tendencias.

La industria de empaques y conversión en 2030: retos y oportunidades

En la "nueva normalidad", las empresas de envasado se enfrentan al reto de mejorar su rentabilidad de múltiples formas: por un lado, equilibrando sus objetivos de sustentabilidad ambiental con los requisitos estrictos de higiene y, por el otro, fortaleciendo su estrategia de comercio electrónico mientras compiten con nuevos jugadores del mercado y se enfrentan a fuertes presiones en materia de costos.

Los consumidores en el 2030

"La próxima década marcará el comienzo de una era de consumo consciente. Si bien la competencia para desarrollar y comercializar tecnologías de envasado responsable alcanzará un punto álgido, reinarán los enfoques responsables, la colaboración y el intercambio de propiedad intelectual para el bien común", indica David Luttenberger, Global Packaging Director en Mintel.

Teniendo en cuenta que uno de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Unesco para 2030 es la reducción significativa de los plásticos de un solo uso, los consumidores recompensarán a las empresas que implementen prácticas sostenibles, incluyendo el uso de envases y empaques que sean amigables con el medio ambiente. La clave para lograr esa fidelización, según Luttenberger, está en la educación. "Los consumidores quieren que las marcas que les ayuden a comprender qué es realmente mejor, en lugar de qué es "menos malo". Las marcas, los fabricantes de envases y los minoristas que desarrollen, comercialicen y utilicen envases ambientalmente responsables tendrán mayor éxito que los que no lo hagan".

44 % de los millennials prefiere comprarle a empresas con prácticas ambientalmente amigables


Palabras relacionadas:
convertidores, The Future of Packaging, Smithers, mercado mundial de envases, mercado global de empaques y envases, cambios en el estilo de vida, demanda de productos envasados, compra a través de canales digitales, nuevos mercados y segmentos, comercio electrónico, uso de plástico, nuevas necesidades o exigencias de sus clientes, reducción significativa de los plásticos, material del empaque,
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Conversión

Documentos relacionados