Se escuchan pasos de gigante, llega interpack 2014

Se escuchan pasos de gigante, llega interpack 2014

Comunicate con el proveedor:

Contactar

!noticia guardada!

En 2014 la feria, que cada tres años arriba con revelaciones tecnológicas sorprendentes, pondrá a disposición en sus espacios académicos y a través de expositores exclusivos las soluciones más avanzadas para dos de las industrias representativas en el universo de los envases: alimentaria y farmacéutica.  

Entre el 8 y el 14 de mayo la industria del envase y del procesamiento se reunirá en el recinto ferial de Düsseldorf, Alemania. Miles de visitantes y alrededor de 2.700 expositores provenientes de 60 países se verán rodeados de ideas revolucionarias e innovadores conceptos tecnológicos.

La oferta de interpack no solo trae adelantos en equipos y maquinaria para envasado y procesamiento sino servicios y herramientas de producción para materiales de envase. El evento, siempre a la cabeza de las innovaciones que responden a necesidades globales, agrupará soluciones para los consumidores de diferentes industrias.

Por ejemplo, el sector de la confitería está supeditado a necesidades específicas, tecnológicamente demandantes y que se encuentran bajo la lupa del consumidor: diferenciación entre productos y referencias sin el uso de envases extravagantes y costosos, teniendo en cuenta el creciente precio de la energía y de las materias primas.

Lejos de ser una complicación, esta y otras exigencias del mercado resultan una oportunidad para los fabricantes de empaques y maquinaria relacionada al permitir la innovación en aspectos específicos y de alta demanda, que requieren soluciones para una rápida implementación, como envases ahorradores de material y líneas de producción más eficientes. 

El mundo pide un cambio y es ahí donde cobra suma importancia el papel de una feria como interpack, que reúne visiones globales y aglomera a los más importantes actores de la industria de envasado y actividades relacionadas. Estar a la vanguardia es clave en industrias como la de pasabocas y dulces pues, teniendo en cuenta la cantidad de nuevos productos puestos cada día en el mercado, el reto de destacarse no puede quedar atrás frente a la ya importante sostenibilidad ambiental y económica. En este aspecto se hace necesaria una creatividad excepcional de los diseñadores de envases: formas y colores llamativos son tan importantes como un mercadeo efectivo. 

Aunque el empaque debe destacarse, no es necesario ni conveniente aparentar más de lo que en realidad se vende. Algunas compañías en la industria de pasabocas y productos horneados han presentado envases 40% vacíos, según cuenta un estudio de la Asociación de consumidores de North Rhine-Westphalian (NRW), en Alemania; lo que no solo resulta decepcionante para quienes compran sino en contravía de las prácticas ambientales e incluso de la normatividad legal.

Los científicos también buscan métodos alternativos más baratos y ecológicamente más amigables, alineados con las empresas que se adaptan a unos consumidores más despiertos ambientalmente y a los incrementos en costos de las materias primas, a través de la disminución de componentes en sus envases y prefiriendo materiales de fácil reciclaje y que conservan recursos al ser más delgados.

Por otra parte, aún existen grandes oportunidades en la disminución de la intervención de mano de obra, en la extensión de las horas de operación en las máquinas y en el incremento de la eficiencia energética de diferentes procesos, lo que significa un gran mercado para nuevas máquinas que brinden mayor capacidad y ayuden a reducir el consumo de energía. Según un estudio de Bühler, empresa suiza de instalaciones, la industria global del chocolate gasta cada año 200 millones de euros en limpieza, tostado, esterilización, triturado y molido de los granos de cacao.

Por ello en interpack 2014 más de 1.000 expositores se enfocarán en ofrecer soluciones a la industria de la confitería. Nuevos productos, servicios y máquinas estarán disponibles, “su enfoque es incrementar la eficiencia, porque cada décimo de centavo cuenta en la producción de confitería hoy en día”, afirmó Beatrix Fraese, de la Asociación de Maquinaria de Procesado y Envasado de Alimentos de la Federación Alemana de Ingeniería (VDMA).
 
Menor desperdicio, una meta de la industria de alimentos secundada por interpack
No por casualidad uno de los primeros temas definidos para interpack 2014 fue Save Food, iniciativa presentada en interpack 2011 por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), por el programa medioambiental de las Naciones Unidas (UNEP) y por Messe Düsseldorf GmbH, organizador de la feria. “Save Food es la oportunidad de demostrar, a nivel internacional, la sostenibilidad de los embalajes, tanto en lo que se refiere a la tecnología como a los materiales”, afirmó Friedbert Klefenz mientras se posesionaba en 2012 como presidente de interpack.

En este tema, la maquinaria y los embalajes innovadores vuelven a la cabeza. Innovador no solo se entiende como llamativo, es más bien una característica que habla de la intención de mejorar prácticas y procesos, por ejemplo mejores capas de barrera, láminas germicidas e indicadores de frescura pueden prolongar el tiempo de conservación de alimentos y al mismo tiempo disminuir el desecho de productos al ofrecer información confiable y en tiempo real.

La industria de los alimentos, y con ella los envases, se encamina al establecimiento de una relación directa con la solución a la malnutrición, una de las causas de muerte anual de 2,6 millones de niños menores de cinco años, según estimaciones de la ONU. Si el hambre es aún uno de los mayores problemas de la humanidad, estas industrias pueden responder con innovación tecnológica que además evite que cada año alrededor de 1.300 millones de toneladas de alimentos terminen en los botaderos, según datos del informe Food Wastage Footprint: Impacts on Natural Resources, presentado por la FAO.

De acuerdo con este reporte, África y Asia son los continentes más afectados en cuanto a la pérdida de alimentos durante la producción, la postcosecha y el almacenamiento, cifra que llega al 54%; en tanto que en los países industrializados el problema radica en el desperdicio en la transformación, el suministro y el consumo de los alimentos: por persona, 100 kg de comida apta para el consumo se van a la basura cada año en Europa y Norteamérica.

En interpack podrá verse de primera mano el trabajo y los adelantos de cada una de las compañías expositoras: nuevos conceptos en máquinas de embalaje, en técnicas de procesos afines y en envases inteligentes, además de tener disponibles diversos espacios de discusión y aprendizaje, como Save Food. Esta conferencia que se celebrará el 7 y 8 de mayo en el Congress Centrum Süd del recinto ferial, reunirá a 100 empresas de toda la cadena de creación de valor en los alimentos.

Sin embargo esta iniciativa no será la única que se enfoque en la eficiencia en el tratamiento de la comida, la reducción del desperdicio es también el tema central del Innovationparc Packaging, exposición especial de ideas sobre cómo proteger los alimentos. Este espacio, que se llevará a cabo durante toda la feria, busca generar, de la mano de expertos, conceptos de envases sostenibles que reduzcan la pérdida de alimentos en el mundo. 

En este mismo orden, el centro de exposición también contará con nuevas tecnologías al alcance de todos los visitantes. Por ejemplo, los expositores BASF y Freshpoint ofrecen etiquetas con pigmentos especiales que se imprimen sobre el embalaje y, con un cambio de color, anuncian si el contenido no es apto para el consumo; y MULTIVAC ofrece tecnologías que garantizan el menor desperdicio posible de lámina en la fabricación de envases.

La falsificación y la protección de contenido delicado, otro desafío para los envases de medicamentos
interpack también desplegará una amplia muestra de tecnologías para otra de las industrias clave dentro del universo de los envases, la farmacéutica. Alrededor de 1.100 expositores presentarán soluciones afines al sector durante los siete días de feria.

La especialización de la tecnología no puede dejar de ser prioridad para quienes se encuentran relacionados tanto con la producción de empaques para medicamentos como con su envasado. “El mercado de los biofármacos con actuación selectiva y más potencia de acción ganan en importancia. Los científicos se adentran cada vez más en la bioquímica y establecen nuevos objetivos”, comentó Klaus Raith de la Sociedad Farmacéutica Alemana.

El sector de envases debe responder con tecnología a la altura de los adelantos de la esta industria, que muestra un crecimiento anual de dos dígitos en medicamentos biofarmacéuticos, comportamiento que se mantendrá durante los próximos 10 años. Contenedores con mejores propiedades de barrera y alta resistencia a los golpes se hacen más necesarios en productos que contienen biomoléculas que se descomponen fácilmente o que son muy agresivas y atacan la superficie de los envases primarios.

Por otro lado, los procesos de producción también deben adaptarse a los requerimientos actuales de la industria, por ejemplo una mayor flexibilidad que permita dosificar con precisión pequeñas cantidades de principios activos. Además, las medidas en contra de la falsificación y la protección del consumidor en términos de automedicación y seguridad son también focos importantes en la industria.

La nueva directiva contra falsificaciones de la Unión Europea indica que desde el 2017 casi todos los medicamentos que requieren prescripción tendrán un código individual y una característica que indique que el empaque no ha sido abierto. Este tema cobra vital importancia y urgencia por la naturaleza del producto y por el crecimiento de acciones ilegales. La Organización Mundial de la Salud reportó que las falsificaciones en los medicamentos vendidos en páginas de Internet fraudulentas alcanza el 50%, en tanto que las aduanas informaron que el porcentaje de medicamentos falsificados en Europa es del 10%.

El fabricante de embalajes farmacéuticos secundarios August Faller, de Baden, desarrolló códigos de barras, secuencias alfanuméricas y códigos de matrices de datos para cajas plegables y etiquetas; además su oferta especializada contempla la serialización de empaques por inyección de tinta. 

En cuanto a la seguridad de los usuarios en la interacción con los productos médicos, el envase extiende su valor protector del contenido al consumidor. El fabricante de envases Stora Enso y la Universidad Tecnológica Chalmers de Göteborg desarrollan un embalaje inteligente que simplifica la comunicación entre pacientes y doctores: el envase graba automáticamente el momento en que una píldora es retirada, lo que permite enviar al paciente un recordatorio inalámbrico si no sigue la prescripción médica.

Estas nuevas características deben ser más recurrentes aunque signifiquen mayores esfuerzos por parte de los fabricantes y costos adicionales, que deben a su vez ser controlados para permitir una masificación de dicha tecnología y un papel competitivo en el mercado. “Los requisitos actuales del ámbito farmacéutico son enormes, tanto respecto a las innovaciones como al incremento de la eficiencia para reducir costos”, explicó Richard Clemens, director general de la Asociación técnica de máquinas para alimentación y embalajes dentro de VDMA.

“Los farmacéuticos necesitan soluciones que les ayuden a lograr más libertad de actuación en la producción”, afirmó Christina Rettig, portavoz de Schott, empresa de Mainz especializada en vidrio que desarrolló botellas especiales para biomedicamentos, revestidas con una fina capa de dióxido de silicio. “La capa de silicio evita las interacciones proteicas con la superficie del embalaje y la adsorción proteica, de este modo puede mantenerse la estabilidad de los biofármacos sensibles”, precisó Rettig.

Seguridad del consumidor, tecnologías que impidan la falsificación de los envases, costos controlados y máquinas que permitan correr procesos con mayor eficiencia, son algunos de los retos que enfrentan los productores de empaques y envasadores en la industria farmacéutica.

Te podría interesar...

Lo más leído

Tecnologías para mejorar los procesos de reciclaje
Plásticos

Julio Barrientos, Recycling Sales Manager de TOMRA México, explica en este artículo cómo m...

・Jul 27, 2022
Colanta adquiere sello de ecodiseño del ICIPC
Bolsas de plástico

Como parte de sus compromisos de sostenibilidad, Colanta, el fabricante de alimentos colom...

David Ricardo Muñoz, editor de El Empaque + Conversión・May 26, 2023
Bolsas Compostables Axioma
Empaques flexibles

Bolsas compostables a base de maíz, el bioplástico que implementa Axioma para el empaque y...

・Jul 29, 2022
Empaques de piedra
Innovación y Materiales

Ante la presión de disminuir el consumo de plástico en empaques, el desarrollo de nuevos m...

Juliana Montoya, editora revista El Empaque + Conversión・Nov 1, 2022