Promocione sus productos o servicios con nosotros
Junio de 2021

Descubra cómo fortalecer su sistema de impresión flexográfica con Six Sigma

Este método tiene como objetivo eliminar los defectos de producción hasta seis desviaciones estándar entre el promedio del proceso y los límites de especificación del producto superior e inferior.

La industria de impresión flexográfica está atravesando una temporada de cambios y adaptaciones, las demandas legales en temas de sostenibilidad marcaron una nueva meta, y aún muchos continúan en la carrera. Así que, una de las preocupaciones de toda compañía es ¿cómo mejorar la sostenibilidad y rentabilidad de sus operaciones?

Anteriormente, se recurría a métodos con una inversión significativa, pero las tecnologías digitales han facilitado el camino. La industria de prensas de impresión flexográfica pueden inclinar su vista hacía el Internet de las Cosas (IoT), el cual permite la digitalización de procesos internos, productos, servicios y modelos de negocio.

Ahora, para aplicarlo de forma eficiente y que responda a la preocupación de sostenibilidad y rentabilidad existe un método, al que muchos han acudido conocido como Six Sigma. Este método tiene como objetivo eliminar los defectos de producción hasta seis desviaciones estándar entre el promedio del proceso y los límites de especificación del producto superior e inferior. Cuando se implementa por completo, esto equivale a solo 3.4 defectos por millón de posibilidades de un defecto, un ahorro de eficiencia significativo.

Le puede interesar: ¿CÓMO SE VE EL MERCADO DE IMPRESIÓN FLEXOGRÁFICA PARA EL 2025?

¿Cómo lograrlo? El camino se traza a través de lo que conocemos como DMAIC, una herramienta metodológica enfocada en la mejora incremental de procesos existentes. Esta se divide en Definir, Medir, Analizar, Mejorar y Controlar. A continuación, profundicemos en ello:

Definir

En esta primera etapa, nos enfocamos en definir el proceso a mejorar y los objetivos correspondientes. Para ello, es necesario identificar los CTQ (Critical to Quality), que garantizan que los requirimientos del proceso no se pierdan de vista. Es importante contar con equipos que ayuden a definir los problemas en las máquinas que afecten el proceso de su negocio, para luego ordenarlos por importancia.

Medir

Se debe crear y ejecutar un plan de recopliación de datos muy precisos sobre el problema que se ha definido anteriormente. Los datos le permiten observar cómo funciona el proceso y los niveles de variabilidad que presenta. Un plus es poder  ver y analizar datos históricos y en vivo en sus máquinas y procesos, aumentando la precisión de su fase de medición.

Le recomendamos leer: DEFECTOS EN IMPRESIÓN FLEXOGRÁFICA: PINHOLES Y CÓMO SOLUCIONARLOS

Analizar

En esta fase, se examina e identifica la causa de los problemas en el rendimiento del proceso. Por lo general, duarante esta etapa, se denota una indicación del beneficio económico de resolver el problema. 

Mejorar

En esta etapa se desarrollan soluciones reales y de largo plazo para el problema, que además ataquen las causas principales. Una vez se crearon estas posibles soluciones, se propone realizar una prueba piloto que de luces sobre la viabilidad de la propuesta de mejora.

Control

Por último, la metodología propone registrar y describir con la mayor precisión los cambios que se han llevado a cabo con éxito, para así compartir los procesos mejorados con otros equipos. Una vez se ha ejecutado esto, se supervisa la solución durante un períodos de varios meses en el que se evalúa su rendimiento y beneficios a largo plazo.

 


COTICE LAS MEJORES SOLUCIONES EN IMPRESIÓN FLEXOGRÁFICA Y DIGITAL DANDO CLIC ACÁ.



Palabras relacionadas:
Método Six Sigma, cómo mejorar la impresión flexográfica, cómo implementar el método Six Sigma, Six Sigma para sostenibilidad y rentabilidad, DMAIC
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Industria