Promocione sus productos o servicios con nosotros
Noviembre de 2021

Desarrollan envase similar a la espuma de poliestireno hecho con palomitas de maíz

Investigadores de la Universidad de Göttingen buscan reemplazar los envases de espuma de poliestireno por empaques creados a partir de plantas de maíz.

Investigadores de la Universidad de Göttingen (Alemania) han desarrollado un envase a base de plantas de maíz y ya están en conversaciones para ampliarlo para uso comercial. Lo anterior, con el fin de reemplazar los denominados “cacahuates”, aquellos trozos que vienen dentro de los paquetes, pero que realmente están hechos de poliestireno, no de nada natural.

La intención, es poder enviar cosas empaquetadas con palomitas de maíz, el alimento real y no otra contrapartida derivada del plástico.

Mientras que los envases a base de poliestireno, como la espuma de poliestireno, tardan más años en descomponerse y se fabrican a partir de combustibles fósiles no renovables, las palomitas de maíz son fácilmente renovables, biodegradables e incluso podrían convertirse en abono en casa.

La idea de utilizar las palomitas como envase se le ocurrió a Alireza Kharazipour, director del grupo de investigación que desarrolló el envase y profesor de la Facultad de Ciencias Forestales y Ecología Forestal de la universidad, cuando estaba en el cine. "En la oscuridad, las palomitas parecían tan ligeras como las bolas de espuma de estireno", dice. "Al día siguiente compré maíz e hice palomitas en casa en una olla". Con el tiempo, esos experimentos se trasladaron al laboratorio de la Universidad de Göttingen.


Lea también: COCA COLA LANZA PROTOTIPO DE BOTELLA CON PLÁSTICO 100% DE ORIGEN VEGETAL


A pesar de que es un buen material de envasado, la espuma de poliestireno se fabrica a partir del petróleo, por lo que es difícil de reciclar y a menudo ni siquiera es aceptada por los programas de reciclaje. También puede tardar siglos en descomponerse, descomponiéndose en microplásticos que amenazan la vida silvestre y el medio ambiente por el camino.

Las palomitas, al igual que el poliestireno, también están llenas de aire. Los investigadores utilizan maíz triturado, procedente de los subproductos no comestibles de la producción de copos de maíz, y emplean un proceso de vapor para expandir ese maíz triturado y convertirlo en lo que los investigadores llaman palomitas granuladas. "Los productos son muy ligeros porque los gránulos de palomitas están llenos de aire como si fueran panales", dice Kharazipour. "Cuando el maíz en grano se expande hasta convertirse en palomitas, el volumen aumenta entre un 15% y un 20%".

Utilizando diferentes moldes, las palomitas pueden adoptar diversas formas de envase. Los investigadores también recubrieron las palomitas expandidas con una fina capa de bioplástico para que el envase repeliera el agua. El resultado, según Kharazipour, es un material de envasado tan resistente como el poliestireno, pero que puede cortarse fácilmente con una sierra circular y reutilizarse, triturarse o convertirse en abono en casa.

La Universidad ya ha firmado un acuerdo de licencia con una empresa de cereales llamada Nordgetreide para el uso comercial del proceso de elaboración de palomitas, y está trabajando en la fabricación de varios productos de envasado a partir de palomitas.


Consulte aquí el catálogo de productos de El Empaque.


Palabras relacionadas:
Envases palomitas de maíz, envases a base de plantas, envases maíz, materiales para reemplazar poliestireno, poliestireno, espuma de poliestireno, empaques palomitas de maíz, envases renovables, envases biodegradables.
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Envases terminados y componentes