Promocione sus productos o servicios con nosotros
Ciudad de México, México - Octubre de 2017

UNAM logra degradación de PET en 15 días

Por Verónica Alcántara - Corresponsal en México

Mediante un proceso biocatalítico económico, sencillo, sustentable y no contaminante, se obtienen enzimas capaces de romper rápidamente los enlaces del PET.

Amelia Farrés González Sarabia y Carolina Peña Montes, investigadoras del Departamento de Alimentos y Biotecnología de la UNAM, desarrollaron un proceso para la degradación del tereftalato de polietileno, PET, en quince días.

Las investigadoras aislaron los genes del hongo Aspergillus nidulans —que con frecuencia está presente en suelos y frutas— y lo introdujeron en la levadura Pichia pastoris —un organismo muy utilizado para la producción de proteínas recombinantes—, con el fin de obtener unas enzimas (llamadas cutinadas) capaces de romper los enlaces (ésteres) del PET muy rápidamente.

El líquido obtenido tras el contacto entre la mezcla enzimática y el PET —el cual previamente se dispone cortándolo en láminas y moliéndolo hasta hacerlo polvo— es útil para sintetizar este y otros polímeros. De acuerdo con Peña, las enzimas hacen reacciones químicas a temperatura ambiente, incluso en condiciones más suaves que otros métodos de tratamiento de plásticos como el térmico o el químico, por lo que este proceso no es contaminante, es económico y, además, sustentable.

“Durante la investigación se encontró que las enzimas, cuya eficacia ha aumentado, son capaces de desintegrar cuatro tipos de poliésteres, entre ellos el PET, con porcentajes de degradación mayores a 90% , informó la UNAM en un comunicado de prensa.

Este desarrollo está pendiente de patente. Actualmente se están planeando los pasos para escalar el proceso biocatalítico a nivel industrial, los cuales incluyen la construcción de una planta que permita degradar poliésteres, principalmente PET, y recuperar los subproductos.

Este desarrollo tiene un impacto ambiental importante si se considera que la producción de plástico en el mundo alcanzó 311 millones de toneladas en 2014, 90% de las cuales fueron derivados del petróleo, y la perspectiva para los próximos 20 años es que esta producción se duplique. En México se generan alrededor de 722.000 toneladas anuales de plástico, y aunque se logra reutilizar el 50,4%, los esfuerzos son insuficientes.

“El plástico ha sido benéfico en muchos sectores, como en el del empaque de alimentos, brindando seguridad, pero debemos darles un tratamiento para que no se conviertan en un problema ambiental”, manifestó Farrés.

Palabras relacionadas:
nuevas formas de degradar PET, degradación del PET, técnicas de degradación del PET, técnicas sustentables de degradación del PET, nuevas investigaciones en degradación de plásticos, nuevas investigaciones en degradación y reciclaje de plásticos, investigaciones para la sustentabilidad de plásticos y materiales, investigaciones de sustentabilidad de la UNAM
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Sostenibilidad