Promocione sus productos o servicios con nosotros
Junio de 2009 Página 1 de 3

Sistema de llenado para PET

José Rojas, Krones Inc.

Corinsa adquiere en Honduras un sistema de llenado de Krones para refrescos gaseosos, que trabaja a temperaturas de entre 4 y 18 grados centígrados.

Cuando los representantes de la empresa hondureña Corinsa visitaron las instalaciones de Krones, presentaron especificaciones muy claras: "Buscamos máxima flexibilidad con una llenadora que embotelle tanto bebidas delicadas en caliente, como refrescos gaseosos (CSD) en frío. ¿Esto es factible?". Sí lo es, y la prueba de ello funciona hoy en San Pedro Sula, al norte de Honduras, en Corinsa, el concesionario exclusivo de PepsiCo en ese país centroamericano. En estrecha cooperación con Krones, la empresa familiar se atrevió a instalar la primera llenadora de este tipo, de la serie constructiva VODM-PET, y se ha mostrado satisfecha desde el punto de vista técnico y económico. Así lo confirman, de manera unánime, el gerente general Roberto C. Larach y el propietario Jorge J. Larach: "Fue una decisión acertada".

Toda la producción hondureña de productos PepsiCo se concentra en la planta San Pedro Sula. Con una participación de 52 por ciento en el país con bandera azul y blanca, PepsiCo es líder del mercado de bebidas gaseosas en Honduras.

Líder del mercado con marca de agua propia
San Pedro Sula es la ciudad más grande del norte de Honduras, ubicada a unos 40 kilómetros de las playas del Caribe. Es la capital industrial del país centroamericano y un centro de comercio importante con cerca de un millón de habitantes.

En esta ciudad tiene su sede principal Corinsa, una empresa privada familiar con una facturación de 200 millones de dólares, aproximadamente, y 2.500 empleados. Corinsa se ha especializado exclusivamente en la producción y venta de bebidas sin alcohol, y por más de 53 años se ha dedicado al negocio de los refrescos gaseosos, abasteciendo todo el país. Para ello, cuenta con 550 camiones, de los cuales 70 por ciento son propios, y con 12 centros de distribución.

En la producción en la planta San Pedro Sula trabajan alrededor de 250 empleados, los cuales operan las líneas, a dos turnos, siete días de la semana. En dos plantas de producción menores, en la capital Tegucigalpa y en San Pedro Sula, Corinsa embotella su marca de agua propia Aguazul en botellas PET desde 12 onzas hasta 1,5 litros, en bolsas de medio litro, que cuestan 10 centavos de dólar, y en botellones PET de cinco galones. En este último segmento, Aquafina es el líder del mercado en Honduras.

Corinsa embotella también un amplio surtido de productos en su planta principal de San Pedro Sula, sobre todo el surtido clásico de refrescos gaseosos de Pepsi Cola, incluyendo Pepsi, 7 Up, Teem y Mirinda, en envases PET desde 0,5 litros hasta tres litros, así como en botellas retornables de vidrio de 0,5 litros, un litro y 12 onzas. "Pero al igual que en el resto del mundo, el porcentaje de vidrio disminuye (...) Actualmente, el vidrio equivale a un tercio de nuestro volumen de ventas", explica Roberto Larach.

Fuerte diversificación en bebidas modernas
Hasta 1985, el embotellado en Corinsa era bastante consistente. La planta producía exclusivamente Pepsi Cola y Teem en dos tamaños de envases. Mirinda fue el primer producto que ingresó para cambiar esta tradición, como parte de una estrategia de diversificación, y actualmente es el líder del mercado en el segmento de bebidas de naranja. En 1991, Corinsa desarrolló su propia marca de agua, Aguazul, que hoy se ubica a la cabeza del mercado de aguas en Honduras. En 2000 también fue lanzada la marca local Quanty, una bebida refrescante aromatizada de zumo de frutas en botellas HDPE.

Sin embargo, las diversificaciones más importantes tuvieron lugar en los últimos tres a cinco años. Por ejemplo, hasta 2007 la marca Gatorade, de Quaker Oats, se importada de Estados Unidos; hoy en día, 35.000 cajas unitarias (24 unidades de 0,5 litros) salen mensualmente de la planta. Lo mismo sucede con la marca Lipton, de Unilever. En la actualidad, Corinsa produce alrededor de 110.000 cajas unitarias, al mes, de los cuatro sabores del té helado, que es además el único té listo para beber en el mercado hondureño. Próximamente, Lipton Ice estará disponible en envase de 1,5 litros.

Desde 2007, la empresa embotella el agua aromatizada "Be-Light", en cuatro sabores, y la marca propia "Link", un refresco gaseoso de coco, mandarina, toronja y la popular fruta-champaña. La bebida energética SoBe Adrenaline Push en lata es el único producto importado por Corinsa de Estados Unidos, debido a que la planta no posee una embotelladora de latas. Aún así, la empresa embotella la bebida funcional SoBe Energy, en envases de PET.

"20.000 cajas unitarias de SoBe por mes es una cantidad muy alta para un país estructuralmente débil como Honduras", concluye Roberto Larach. En la primavera de 2009, Corinsa lanzó la nueva marca propia "Enjoy", una bebida con bajo contenido de zumo de frutas.

Contacte a las empresas mencionadas
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Procesos de envasado

Documentos relacionados