Promocione sus productos o servicios con nosotros
Agosto de 2020 Página 1 de 2

¿Qué sigue para la industria del envase y embalaje en la nueva normalidad?

El director de la AMEE habló con El Empaque + Conversión sobre el futuro de la industria del empaque de cara a la reactivación de la economía en la región.

Aunque todos los sectores de la economía se han visto afectados por las medidas de aislamiento tomadas por los distintos gobiernos para frenar la propagación del COVID-19, el sector del envase y embalaje ha continuado operando de manera ininterrumpida.

Esto se debe a su papel estratégico en la cadena de las industrias esenciales que, en muchos casos, han visto un alza en la demanda, especialmente en sectores como el farmacéutico, cuidado personal y limpieza del hogar. 

"Actualmente no hay ningún producto que no requiera de un envase y embalaje, y no hay envases o embalajes que no se puedan adecuar a los requerimientos de protección de contenido de los diferentes productos", señaló Hiram Cruz, director de la Asociación Mexicana de Envase y Embalaje AMEE, durante un webinar organizado por El Empaque  + Conversión. 

Según Cruz, debido al rol de la industria de envase y embalaje en la cadena de suministro, el impacto económico no será tan marcado en comparación con industrias que se han visto golpeadas por la pandemia, como el caso del sector turístico y el automotriz. 

"El año pasado la industria de envase y embalaje tuvo un crecimiento del 4 %, desde la AMEE consideramos que el crecimiento para este año no va a ser negativo pero sí menor, tal vez un 2 % en comparación con el 2019", indicó.

De igual forma, Cruz resaltó que existen áreas de oportunidad con alto potencial de crecimiento en mercados que, desde antes de la pandemia, ya se estaban fortaleciendo, como el caso del segmento de empaques para alimentos para mascotas y los envases incluyentes.

No obstante, el director de la AMEE señaló que actualmente la cadena funciona de forma aislada, y para aprovechar estas oportunidades es fundamental la colaboración entre las empresas y proveedores. "Fortalecer la integración de los sectores que conforman la industria nos va a permitir actuar de manera integral para fortalecer la cadena de suministro de productos envasados, y que esta cadena de suministro se convierta en una cadena de valor en la que todos los actores, desde el fabricante de la materia prima para el envase, conozcan cuáles son los requerimientos que se necesitan para envasar un producto y a qué tipo de consumidor va a ir".

Un nuevo consumidor

Durante su intervención, Hiram Cruz hizo un llamado a las compañías del sector de envase y embalaje a no perder de vista los cambios en los hábitos de consumo que trajo consigo la pandemia por el COVID-19, entre los que se destacan el aumento en las compras mediante canales digitales, el enfoque en el cuidado y la salud, y el fuerte lazo del consumidor hacia los productos locales. 

De hecho, según cifras de Kantar, aunque las personas retomen paulatinamente sus actividades con el levantamiento de las cuarentenas, algunos hábitos tardarán en regresar a la normalidad. Se espera que se mantengan por más tiempo las compras a domicilio y la tendencia a gastar mucho más en bienes de la canasta básica que en otros bienes -como los productos de lujo- a causa de la incertidumbre económica. El estudio de Kantar indica que es posible que estos comportamientos se mantengan en lo que resta del 2020, y que lleguen a un punto de normalización el próximo año. 

De igual forma, Cruz resaltó que el nuevo consumidor va a estar más enfocado en adquirir productos de cuidado personal, "incluyendo aquellos para la relajación y el alivio del estrés, desde bebidas hasta cosméticos".

Otra de las características del nuevo consumidor es la preferencia por productos locales, debido a que uno de los sectores más afectados por la crisis es el de las micro y medianas empresas. "Esto ha impulsado un sentimiento hacia lo local, y no es solo en México sino a nivel global", agregó Cruz, quien además resaltó que actualmente, según cifras de Kantar, el 65 % de los consumidores prefiere adquirir productos fabricados localmente.

En esa misma línea, Cruz señaló que la pandemia del COVID-19 va a transformar el concepto de retail, migrando a un modelo contacto o contactless, en el cual la industria de etiquetas para envases pueden jugar un papel fundamental al ofrecer información sobre los productos sin necesidad de manipularlos físicamente mediante la implementación de tecnologías como RFID y códigos QR.

El futuro de la industria

Como conclusión, el director de la AMEE hizo un llamado a la industria a adaptarse a estas tendencias de consumo que, aunque ya estaban presentes antes del COVID-19, han crecido exponencialmente como una respuesta a las medidas de aislamiento preventivo.

"Si nos preguntamos qué sigue, lo que sigue es la adaptación y sin duda reconocer que la conectividad va a jugar un papel muy importante.  El e-commerce, la implementación de robots en las líneas de producción y el marketing digital van a estar presentes", señaló.


Palabras relacionadas:
industria del envase y embalaje en México, asociación mexicana de envase y embalaje amee, industria mexicana del envase y embalaje, impacto de Covid-19 en las tendencias de empaques, envases y embalajes en la nueva normalidad, comercio electrónico Covid-19, economía circular, innovación en materiales para envases, tendencias de empaques post Covid-19
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de La industria frente al COVID-19

Documentos relacionados