Promocione sus productos o servicios con nosotros
Ciudad de México, México - Mayo de 2017

Mexicanos crean biopelícula para empaque de alimentos

Científicos de la Universidad Autónoma Agraria Antonio Narro desarrollaron una biopelícula comestible con el mucílago que desprende la semilla de chía.

Con el fin de prolongar la vida de anaquel de los alimentos, científicos de la Universidad Autónoma Agraria Antonio Narro, de Coahuila, desarrollaron una biopelícula comestible con el mucílago que desprende la semilla de chía.

La biopelícula funciona como un recubrimiento que se coloca en los alimentos de origen animal o vegetal, para evitar que se deterioren debido al oxígeno que hay en el ambiente, por la perdida de humedad y por causa de los microorganismos, con lo que preserva por más tiempo su aroma y propiedades nutrimentales.

“Uno de los componentes principales de los recubrimientos comestibles es la presencia de una matriz polimérica, ahí es donde se aprovecha el biopolímero de la chía, comúnmente conocido como mucílago, que está compuesto principalmente por polisacáridos”, explicó Dolores Martínez Vázquez, investigadora del Departamento de Ciencia y Tecnología de Alimentos de la universidad.

La académica detalló que al mucílago se le ponen aditivos, además de una matriz lípidica para controlar el paso del vapor de agua hacia el interior o exterior del alimento, y se le pueden agregar sustancias antimicrobianas, y todo sin modificar la apariencia física del alimento.

Este desarrollo continúa en proceso ya que se busca mejorar las propiedades fisicoquímicas de los biopolímeros, incluso, agregando algunos iones en biopolímeros de naturaleza polielectrolítica para facilitar la movilidad a las cadenas de macromoléculas a fin de formar micro o nanoencapsulados con aplicaciones específicas.

En este tipo de recubrimientos, la finalidad es innovar en torno a las formulaciones de micro o nanoencapsulados que permitan conservar las propiedades de sustancias activas y que, en un momento dado, sean utilizados tanto como alimentos funcionales como suplementos alimenticios”, dijo Dolores Martínez Vázquez.

Lo que sigue es el escalamiento y transferencia tecnológica hacia empresas y productores de alimentos para darles una alternativa para prolongar la vida de sus productos durante el transporte y almacenamiento, y en los anaqueles de las tiendas.


Palabras relacionadas:
biopelícula para empaque de alimentos, biopelícula comestible, biopelícula hecha con la semilla de chía, biopelícula para recubrimiento en los alimentos, cómo aprovechar el biopolímero de la chía.
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Materiales