Promocione sus productos o servicios con nosotros
Febrero de 2019 Página 2 de 3

Industria latinoamericana de bebidas: ¿cómo está y qué viene?

Por Carolina Urrego Montoya y Carlos Rodríguez*

Nuevos jugadores, nuevas sabores e ingredientes y una rápida adaptación a las tendencias internacionales, dan muestra de la intensa actividad de este sector.

Las claves del “boom” de las bebidas

Analistas del sector de bebidas han identificado algunos factores que en los últimos años, de alguna manera, han contribuido al dinamismo actual de este nicho en América Latina. Uno de ellos fue la entrada en competencia de Aje Group, empresa que con sus marcas Big Cola, Cifrut, Sporade, Cool Tea, Cielo y Volt, logró conquistar la cuarta posición del segmento a nivel global.

En opinión de Mauricio Díaz Astaiza, gerente de Essentiall S.A., “Aje demostró que no había que tener una flota de camiones propia para tener éxito en el negocio de las bebidas. Esta ruptura de paradigma comenzó a impulsar de ahí para abajo el desarrollo de otros competidores”.

Pero también hay otros aspectos a considerar, como el desarrollo de marcas propias, a raíz de la entrada de los hard discounter, cadenas que le generaron a la industria la necesidad de prestar servicios de maquila. “Antes de la entrada de esos jugadores, la maquila significaba una oportunidad marginal, pero hoy podemos ver varias empresas cuyo modelo de negocio se focaliza en prestar este servicio”, apunta Díaz.

Gracias a un mayor acceso a la información, se ha  percibido el surgimiento y el desarrollo de más protagonistas, que impulsan transformaciones en marcas y productos, posibilitando que el consumidor amplíe sus posibilidades de decisión.

Giovany Paredes Álvarez, CEO de Nabi Consulting, afirma que “las empresas han reformulado los componentes de sus productos, han variado las cantidades y han modificado los empaques. Ahora se compite menos por un mercado masivo, y cada uno, con su respectivo portafolio, busca llegar a nichos específicos del mercado, bien sea por sus características demográficas, culturales o sociales”. Es así que categorías como bebidas vegetales, aloe vera y bebidas energéticas, entre otros, han ganado terreno en el mercado latinoamericano; no obstante, las bebidas carbonatadas siguen siendo, de lejos, las más fuertes.

Por su parte, los lanzamientos y relanzamientos de productos que buscan desmitificar el controvertido tema del azúcar y el exceso de calorías, se han incrementado en los últimos años, buscando que sean percibidos como más naturales o light.

“Curiosamente, estos productos son reforzados con componentes para mejorar la nutrición y responder a necesidades de hidratación; y digo curiosamente, porque se supondría que estos productos deberían responder a ello, desde su esencia, pero parece que hasta ahora descubrieron su origen”, señala Paredes.

Tres tendencias que marcarán el 2019

Luego de revisar las corrientes de desarrollo e innovación en el sector de bebidas en Europa, Asia y Estados Unidos, queda claro que lo que está pasando hoy en América Latina es un coletazo de las tendencias globales de los últimos años.

Uno de los enfoques con mayor fuerza, según Mauricio Díaz, es el de sostenibilidad. Y es que de acuerdo con el informe “Tendencias Globales en Alimentos y Bebidas 2019”, de Mintel, la implementación de prácticas encaminadas hacia la economía circular es una de las principales líneas de ruta en las industrias de este ramo.

El consumidor no solo exige productos naturales, también quiere saber cómo, dónde, cuándo y quién ha producido los productos. Además, exige un compromiso ético y sostenible. De ahí la necesidad, por parte de identificar claramente los ingredientes y la apuesta por un packaging responsable con el medio ambiente”.

Marga Fernández, del centro tecnológico AINIA, de España.

Este modelo otorga significación al ciclo de vida completo de los productos, desde el suministro de los ingredientes hasta el diseño, la disposición y el reúso de los empaques. “Al igual que la nutrición, la sostenibilidad se convertirá en una expectativa que deben ofrecer las empresas a los consumidores", afirma Emma Schofield, analista global de Ciencias de la Alimentación para Mintel.

“El consumidor no solo exige productos naturales, sin aditivos ni conservantes, quiere saber cómo, dónde, cuándo y quién ha producido los productos que encuentra en el aparador. Además, exige un compromiso ético y sostenible. De ahí la necesidad, por parte de los fabricantes de alimentos y bebidas de identificar claramente los ingredientes, el sistema de producción, las cadenas de suministro y la apuesta por un packaging responsable con el medio ambiente”, explica Marga Fernández, del centro tecnológico AINIA, de España.


Palabras relacionadas:
cifras del mercado de bebidas en América Latina, cifras reportadas por la industria latinoamericana de bebidas, proyecciones de la industria de bebidas en América Latina, pronósticos para el sector latinoamericano de bebidas, tamaño del mercado de bebidas en América Latina, crecimiento de la industria de bebidas en Colombia, factores que han influido en el dinamismo del sector latinoamericano de bebidas, tendencias en la industria latinoamericana de bebidas

Acerca del autor

Por Carolina Urrego Montoya y Carlos Rodríguez*

Carolina Urrego Montoya es redactora externa para la revista especializada Reportero Industrial. Carlos Rodríguez es editor asistente en la misma publicación.
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Mercado: Alimentos y Bebidas

Documentos relacionados