Promocione sus productos o servicios con nosotros
Octubre de 2017 Página 1 de 2

Economía circular en acción: innovación en sustentabilidad 100% mexicana

Una solución desarrollada por la empresa mexicana Zubex está revolucionando el empaque de productos alimenticios que utilizan fundas desechables para su cocción.

En los últimos setenta años, el mundo ha generado más de 8,3 billones de toneladas métricas de residuos de materiales plásticos y cerca del 40 por ciento de estos proviene de los empaques. Esta aterradora cifra se reporta en un estudio publicado recientemente por la Universidad de Georgia y es indiscutiblemente un hecho que nos lleva a reflexionar. Pero el escenario se hace más crítico cuando se conocen las proyecciones que hace el estudio en caso de persistir las prácticas de uso y disposición de los plásticos: en 2050 el total de residuos de este tipo de materiales ascenderá a 34 billones, un volumen casi cuatro veces superior, acumulado en apenas la mitad del periodo anterior.

La consciencia sobre la necesidad de mitigar esta creciente tendencia a la acumulación de residuos plásticos se traduce en iniciativas por parte de todos los actores de las cadenas de producción y consumo, algunas de las cuales se destacan por su innovación y los esfuerzos que en ellas se integran en términos a investigación y desarrollo. En México, Zubex ha dado un paso fundamental e innovador en el mundo del empaque, con dos soluciones utilizadas en el empaque de embutidos que asegura la calidad de los productos y ofrece excelentes propiedades de biodegradabilidad total, en un período de tan sólo 26 meses.

Desde la sede de la empresa en la ciudad de Monterrey, Miguel Zubiría, director ejecutivo de Zubex, nos habló sobre el desarrollo de estos nuevos empaques, que se está utilizando ya en los productos de un importante fabricante de carnes frías y embutidos mexicano, y que se ha hecho acreedor a un premio mundial 2017 en la categoría de envases para carnes, pollo y embutidos que le otorgó recientemente la prestigiosa feria de procesamiento Process Expo en Chicago, Ill.

Soluciones innovadoras

El desperdicio que generaban las fundas para el empaque de carnes embutidas fue un factor que despertó en los directivos de Zubex la idea de desarrollar una solución que permitiera la protección eficiente de los productos y que brindara las propiedades de degradabilidad suficientes para responder a las preocupaciones ambientales de los productores y consumidores. “Iniciamos el proceso reuniéndonos con algunos proveedores para entender las diferencias entre los productos oxodegradables, compostables y biodegradables”, afirma Miguel Zubiría al recordar los pasos iniciales de la investigación.

Luego de evaluar las condiciones de cada una de las opciones disponibles, Zubex se decidió por la tecnología de biodegradabilidad, utilizando materiales que en lugar de repeler la humedad la absorben de los vertederos y propician el consumo del plástico por parte de microbios. La humedad natural de los vertederos abre la estructura para permitir el ingreso de estos agentes, que utilizan el material como fuente de energía. “El material es capaz de mantener todas sus propiedades en almacenaje, proceso y vida de anaquel de los productos alimenticios y se biodegrada de manera óptima, una vez que ha sido desechado a los vertederos, donde se convierte en CO2 o en gas metano”, explica el director ejecutivo de Zubex.

Eficiencia comprobada

Luego de cuatro años de investigaciones se hacía necesario un proceso de comprobación que certificara de manera inequívoca la biodegradabilidad del material que iba utilizarse en la producción de las fundas. “Con la tecnología desarrollada, fuimos al Instituto Politécnico Nacional de México, donde se hicieron pruebas durante dos años, asemejando las condiciones que enfrentaría el material en los vertederos y conforme a normas internacionales. Estos ensayos evidenciaron su completa biodegradación frente a otros materiales plásticos y se observó un comportamiento similar a las celulosas, en un periodo de tiempo finito”, señala Zubiría. Las pruebas determinaron que el material desarrollado se biodegrada completamente en tan solo 26 meses en condiciones de vertederos.

El paso siguiente era definitivo: salir al mercado con los productos de un cliente nacional que estuviera dispuesto a utilizar el nuevo material de empaque a fin de  diferenciarse ante sus clientes en términos de sustentabilidad y protección ambiental. En este punto encontraron un gran aliado en la empresa Qualtia Alimentos, una empresa innovadora que acogió la iniciativa y definió el uso del desarrollo de Zubex en su línea de alimentos  Zwan. Esta etapa requería, sin embargo de un nuevo proceso de comprobación, que Qualtia contrató con el Centro de Química Aplicada de México, donde se certificó y corroboró la biodegradabilidad, el desgaste, la resistencia a la cocción, la humedad y la conservación de las propiedades de barrera de los materiales.


Palabras relacionadas:
nuevos empaques biodegradables, novedades en empaques biodegradables, novedades en empaques para alimentos, novedades en empaques para carnes, novedades en empaques biodegradables para alimentos, innovaciones en empaques biodegrdables para alimentos, innovaciones en empaques para embutidos, novedades de Zubex, innovaciones en empaques de Zubex, nuevos desarrollos de Zubex
Contacte a las empresas mencionadas
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Mercado: Alimentos y Bebidas